“Llamaradas”, de Nora Roberts



Suspenso romántico con el estilo típico de Nora Roberts. Una novela efectiva, entretenida y muy atrapante.
Les dejo el argumento y después sigo contándoles.

SINOPSIS:
Editorial: Random House Mondadori, Narrativa Femenina / 9 Febrero 2012
ISBN: 9788401384295
Género: Contemporáneo
Título original: Chasing Fire
Editorial original: Putnam / Abril 2011
ISBN original: 0-399-15744-1

Hay pocas cosas que sean tan emocionantes como apagar un incendio… al menos para Rowan Tripp. La sangre de los bomberos de Missoula corre por sus venas: su padre es una leyenda. Rowan lleva apagando incendios desde que cumplió dieciocho años. Llegado a ese punto, regresar a los bosques de Montana para la temporada es como volver a casa… aunque eso haga que se acuerde del compañero que perdió la temporada anterior.

Por fortuna, los novatos de ese año son más fuertes que nunca, y Gulliver Curry es uno de los mejores. También es una contradicción con patas, un bombero de primera con grandes palabras y un empleo de invierno en un salón recreativo para niños.

Pero todo se va al garete cuando una oscura presencia va a por Rowan, buscando culpar a alguien por la tragedia acaecida el año anterior. Rowan sabe que no puede complicar las cosas con Gull; cualquier distracción podría significar el fin, pero si no encuentra a alguien en quien apoyarse, puede que no llegue al final del verano…


OPINIÓN:

Roberts ya había tocado el tema de los incendios en otra muy buena novela, “Jugando con fuego”, donde la protagonista se dedicaba a investigaciones policiales de incendios. En esta oportunidad los protagonistas son bomberos paracaidistas que arriesgan su vida en cada combate contra el fuego para proteger los bosques. Toda la historia transcurre en este ambiente y alrededor de esta actividad, que está muy bien descripta por la autora. Se ve mucha investigación alrededor del tema (algo habitual en esta autora) y esta información le da aún más sabor a la historia.

Las escenas en la lucha contra el fuego están muy bien logradas y consiguen atraparnos. Nora Roberts parece haber comprendido profundamente las vivencias y las emociones de estos combatientes que se enfrentan a una posible muerte cada día. Para ellos el fuego es un enemigo al que casi sienten como alguien con una determinada personalidad, que les produce diferentes sensaciones, hasta incluso fascinación.

La autora también muestra el trabajo de equipo, el compañerismo y la necesidad de confiar en el otro en los momentos peligrosos. Por esta razón, cuando comienzan los “problemas” (no voy a aclarar cuáles son) se genera un clima perturbador y con mucho suspenso, ya que no sólo deben enfrentarse al fuego sino también a un enemigo desconocido.

Quizás para algunos haya hojas innecesarias pero creo que no sobran porque aportan una mayor ambientación. Justamente parte del interés está en el lugar en el que transcurre el libro, pero Roberts, como siempre, no deja de lado, en ningún momento, la profundización de los personajes.

El lado romántico de la historia es lo que menos suspenso tiene. Es la acción el motor principal y el aspecto más atrapante de la historia. Es posible que algunos lectores extrañen un conflicto en el vínculo entre los protagonistas. La verdad es que ésta es una relación donde las cosas fluyen con naturalidad y el acomodamiento y la adaptación mutua son paulatinos. Sí, quizás esperamos otra cosa pero, por otro lado, ¡qué lindo que es ver que todo transcurre plácidamente!

También encontramos en la novela una historia de amor secundaria que, si bien podría haberse profundizado más, la autora prefiere mantener como un aspecto con menos peso y con un enfoque más liviano.

Yo diría que Roberts tenía una visión muy optimista del amor cuando escribió el libro porque no encuentro conflictos en las parejas e incluso la autora se acuerda de que el amor no sólo aparece en la juventud ya que esta historia de amor secundaria es entre el padre de la protagonista y una señora de una edad similar.

Francamente me tienen bastante cansada los protagonistas masculinos “torturados”, así que fue muy “refrescante” encontrarse con un hombre que no es así. Él sabe lo que quiere, tiene seguridad en sí mismo y no tiene miedo de arriesgarse para conseguirlo. ¡Por fin un tipo saludable! ¡¿Qué pasa con algunas autoras que sólo imaginan una historia romántica sólo si hay un hombre con un pasado tortuoso, con dificultades para enamorarse y con la necesidad de huir de cualquier compromiso emocional?! ¿No saben hacer algo diferente? Justamente me encanta la gran variedad de personajes, vínculos y situaciones en las que Nora Roberts hace surgir el amor. Esta autora tiene una visión amplia de lo que es el amor y de los diferentes matices que se encuentran en la relación de cada pareja.


CONCLUSIÓN:
En esta novela no hay novedades. O sea, si son lectores de Roberts que están cansados de su fórmula, esta historia no les va a gustar. (Lo digo porque he leído en diferentes sitios que a algunas personas les ha pasado esto.) En cambio, si el estilo de esta autora les gusta y quieren un buen resultado, acá lo van a tener. A mí me gustó mucho, me entretuvo, me atrapó el suspenso y la historia de amor me pareció muy romántica en su sencillez.

PUNTUACIÓN: 8

2 Comentarios:

Belén dijo...

Precisamente me gustó esta historia por su sencillez y por la originalidad de su argumento. También encuentro refrescante el hecho de encontrar personajes seguros de si mismos y con objetivos concretos

LadyMarian dijo...

@Belén
Creo que una de las virtudes de Roberts es saber hacer que lo sencillo sea atractivo. No necesita que sus personajes sean torturados para que sean atractivos, por ejemplo. Y además siempre le da un entorno interesante a los personajes.

Besos

Publicar un comentario en la entrada

 
Subir Bajar